El autodenominado Estado Islámico ha generado toda una industria propagandística a su alrededor. Desde su propia denominación, que establece la existencia de un ente territorial, hasta la narrativa que generan con sus vídeos, de factura casi cinematográfica, y el uso de redes e incluso vídeojuegos en la difusión de su mensaje apocalíptico.
Canal Sur emitió hace poco el reportaje ‘La Yihad empuña el teclado’ que, por su interés, reproducimos aquí en el que Manuel  R. Torres, experto en terrorismo y Profesor de la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla, analiza cómo el Daesh utiliza la propaganda no sólo desde un punto de vista formal, sino totalmente estructural, para llegar a su fin último: difundir su mensaje maniqueo con el que conseguir captar fieles que se unan a su causa contra el infiel.

Comments are closed.